¡ Que nunca estamos contentos!

Después de mucho quejarnos entre nosotros y pedir y suplicar al cielo que bajara las temperaturas, el cielo hizo caso de nuestras plegarias.

Ahora, esta semana le volvemos a pedir al cielo que por favor no sea tan malo y que haga que vuelva el calor porque estamos de vacaciones en la playa.

Y luego decimos que el tiempo está loco. Más bien los colgados somos nosotros, y mucho.
http://albertolacasa.es/

1 comentarios:

Rusta dijo...

Ja, ja, ya se sabe, siempre queremos lo que no tenemos ;)

Un saludo.

Publicar un comentario

 

En España somos así Design by Insight © 2009